Presidirá Felipe Garrido FunLectura

Escrito por Alejandro Rivemo
  • La fundación tiene como objetivo la difusión, promoción de la lectura y el desarrollo de las habilidades lectoras del público en general

En Asamblea General Ordinaria que se verificó en las instalaciones de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM) el pasado 14 de febrero, los miembros de la Fundación Mexicana para el Fomento de la Lectura, A.C. (FunLectura) nombraron de manera unánime al Mtro. Felipe Garrido como nuevo presidente del organismo.

A dicha reunión acudieron, además de Carlos Anaya, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana, quien también representó a Jorge Flores Sauri, presidente de la Asociación Nacional del Libro; Bruno Galicia Landaverde, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Artes Gráficas; Adrián Morales, en representación de Mario Armando García Franco, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Celulosa y el Papel; Alejandro Ramírez Flores, quien fue designado como Secretario de la Asamblea, en virtud de no encontrarse presente el profesor Marco Antonio Suárez Collado, Secretario del Consejo Directivo de la Asociación; y Jesús Buenaventura Galera Lamadrid, tesorero de la CANIEM.

En el acto, Carlos Anaya Rosique, como parte de la instalación de la Asamblea General Ordinaria Anual de Asociados, se refirió de manera resumida a la constitución de la Fundación Mexicana para el Fomento de la Lectura, A.C., señalando que tanto la CANIEM, así como la Cámara Nacional de la Industria de las Artes Gráficas y la Cámara Nacional de las Industria de la Celulosa y el Papel acordaron, en 1989, la creación de un organismo que tuviera como objetivo la difusión y promoción de la lectura, así como el desarrollo de las habilidades lectoras del público en general. Anaya Rosique agregó que en el año 1994 la Asociación Nacional del Libro, A.C., se incorporó a la Fundación como socio activo.

Carlos Anaya Rosique sugirió que el Presidente del Consejo Directivo sea una persona con experiencia y con trayectoria en la difusión, promoción y creación de mecanismos para impulsar la lectura, por lo que se propuso al Mtro. Felipe Garrido, quien tiene una sólida trayectoria y es un reconocido forjador y promotor de la lectura, de la cultura escrita y de la educación, por lo que de manera unánime se le nombró como nuevo presidente de la Fundación Mexicana para el Fomento de la Lectura, A.C., designación que al comunicársela, aceptó.

Felipe Garrido nació en Guadalajara, Jalisco, el 10 de septiembre de 1942. Fue elegido el 25 de septiembre de 2003 para ser el 5.º ocupante de la silla XVII. Tomó posesión el 9 de septiembre de 2004. Desde 2011 se desempeña como director adjunto, y en marzo de 2015 fue reelecto en este mismo cargo por cuatro años más.

Estudió la licenciatura en Letras Hispánicas en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México, en donde ha sido profesor desde 1975. Entre sus obras destacan Con canto no aprendido, 1978; Tajín y los siete truenos, 1982; Cómo leer (mejor) en voz alta: guía para contagiar la afición a leer, 1990; La musa y el garabato, 1992; Se acaba el siglo, se acaba…, 2000; Para leerte mejor: mecanismos de lectura y de la formación de lectores, 2004; Asombro del Nuevo Mundo, 2008; La patria en verso, 2012; El Quijote para jóvenes, 2013; El coyote tonto, 2013 y El buen lector se hace, no nace, 2014.

Ha sido director de Literatura del Instituto Nacional de Bellas Artes, de la Unidad de Publicaciones de la Secretaría de Educación Pública; gerente de producción del Fondo de Cultura Económica, de Literatura de la Coordinación de Difusión Cultural de la Universidad Nacional Autónoma de México y de la Dirección General de Publicaciones del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes.

Ha sido galardonado con los premios de Traducción Literaria Alfonso X 1983, y el de la Organización Internacional para el Fomento del Libro Infantil 1984; lista de honor del IBBY, del libro infantil Lección de piano escrito en 2004. Premio Los Abriles, por La urna y otras historias de amor, y, en 2011, el Premio Xavier Villaurrutia por Conjuros. En 2015 obtuvo el Premio Nacional de Ciencias y Artes en el campo de lingüística y literatura y, en 2016, el Premio Nacional de Letras de Sinaloa.

Monitoreo:

Del Autor

Alejandro Rivemo

Soy y siempre seré el optimista. El que guarda lejanas esperanzas y el soñador de sueños improbables.